energía ascensores

El consumo de energía eléctrica de un ascensor puede suponer hasta el 80% del consumo de luz de la comunidad de propietarios. Te contamos varios consejos para reducir la factura.

Según señalan los expertos, el consumo de energía eléctrica de un ascensor puede suponer hasta el 80% del consumo eléctrico de la comunidad de propietarios. Por este motivo, este gasto común de las comunidades es importante no sólo por sus consecuencias económicas, sino también medio ambientales y de confort. Mejorar la eficiencia y fomentar el ahorro del ascensor es una de las principales prioridades para la mayoría de las comunidades de vecinos.

Consejos para ahorrar en los gastos de energía de la comunidad de vecinos

1. Ilumina de manera eficiente. La mayoría del consumo del ascensor proviene de la partida de la luz. Por ello, lo mejor es optar por el uso de lámparas de bajo consumo y de tecnología LED. El ahorro que puede alcanzar es de hasta un 80%.

Otra buena solución que supondrá un importante ahorro de electricidad en cuanto a la iluminación es instalar dispositivos de detección de presencia que apaguen la luz cuando el ascensor esté vacío.

2. Utiliza la domótica para ahorrar. Instalar un sistema de llamada inteligente con el que se optimizarán los movimientos, además de ahorrar tiempo, ayudará a conseguir un ahorro energético de hasta un 50% sobre la maniobra convencional.

3. Sustituye los cables tradicionales de acero por cintas planas cubiertas de poliuretano. Esto permitirá que se pueda reducir la factura eléctrica de la comunidad hasta en unos 400€ anuales.

4. Instala controles de velocidad para los sistemas de tracción. Hay dos tipos de sistemas de tracción para los ascensores: los hidráulicos, y los electromecánicos. Los primeros son los menos eficientes y no hay forma de mejorar su eficiencia si no es por su sustitución. Respecto a los electromecánicos, pueden ser más o menos eficientes en función del tipo (multivoltaje, de una o dos velocidades o de imanes permanentes; éste es el más eficiente ya que, entre otros aspectos, no lleva engranajes.)

La forma más efectiva de mejorar su eficiencia es mediante la utilización de variadores de frecuencia con los que se logra suavizar los arranques y las frenadas de los sistemas de tracción. Con esto, además de lograr un funcionamiento más confortable y equitativo, se puede conseguir un ahorro de hasta un 50% al disminuirse esos picos de consumo.

5. Solicita un mantenimiento regular de las instalaciones. Hacer un buen uso del equipo y realizar correctamente su mantenimiento periódico alargará la vida útil del ascensor y puede hacer más eficientes los equipos y por tanto menos consumidores de energía.

Además de todo lo visto, un ascensor eficiente en el consumo de energía aportará otros dos grandes beneficios que se suman a los económicos y energéticos: la mejora del confort, especialmente para los vecinos de los pisos más altos, y para vecinos con minusvalías, así como el aumento del valor de las viviendas del bloque.

Fuentes: Euroresidentes | Fenercom

COMENTARIOS

  • Laura 10 diciembre, 2014 a las 17:25

    Una buena forma de ahorrar es fomentar el uso de las escaleras, así no solo se ahorra energía sino que se gana en salud!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *