Etiqueta Eficiencia Energética de Ventanas

Ya tenemos a nuestra disposición una nueva herramienta para hacernos la vida más fácil: La etiqueta de eficiencia energética de ventanas. Y es que a partir de ahora, la elección de una ventana te resultará mucho más sencilla y será más acertada. Ya no te quedarán excusas para asegurar la eficiencia energética de tu casa y lograr una vivienda saludable.

El nuevo Sistema de Etiquetado Energético de la Ventana se implantará en dos fases: una primera en que la etiqueta tendrá un carácter voluntario y una segunda en que ya pasará a ser obligatoria. Se trata de un sistema de marcado para la clasificación de los productos en función de su consumo energético en comparación con los de su misma categoría y que, en el caso de las ventanas, informará al consumidor de su grado de eficiencia.

Gracias a esta metodología de clasificación de las ventanas, que ya está implantada en otros productos como electrodomésticos, bombillas o coches, te será mucho más fácil diferenciar, basándose en argumentos objetivos y fiables, entre Ventanas de Calidad y ventanas que no lo son.

Pero, eso sí, hay una cosa que te tiene que quedar clara: la etiqueta no calcula en ningún caso el ahorro real de consumo energético ya que esto depende también de otros factores como la ubicación de la vivienda, la correcta instalación de la ventana o la mejora de la eficiencia con elementos de sombreamiento (toldospersianas…).

¿Y cómo es la etiqueta?

Lo primero que debes tener en cuenta es que está dividida  en dos partes: en la zona izquierda está la clasificación de invierno y en la derecha la de verano.

descripcion_etiqueta_eficiencia_energetica-e1373622811698

  • Clasificación de invierno: son siete los niveles que se podrán encontrar en esta parte, de las más eficientes energéticamente (marcadas con la categoría A y color verde), a las de menor eficiencia (categoría G y en color rojo).
  • Clasificación de verano: con 3 niveles de eficiencia, que van desde las ventanas más eficientes (con tres estrellas) para hasta las menos eficientes (una estrella).

Y además cada etiqueta incorporará información complementaria de las prestaciones técnicas de la ventana: su transmitancia térmica, el factor solar del acristalamiento o el nivel de permeabilidad al aire.

Así, esta iniciativa busca mejorar tus hábitos de consumo y concienciarte de la importancia que tiene elegir bien las ventanas, un elemento casi siempre menospreciado, pero verdadero protagonista de tu hogar en materia de ahorro y eficiencia energética. Y es que, ¿sabías queentre el 25% y el 30% de las necesidades de calefacción de nuestros hogares son debidas a las pérdidas de calor que se originan en las ventanas, lo que se traduce también en una subida de las correspondientes facturas eléctricas? Pues ahora ya lo sabes y podrás ponerle remedio de la mejor forma posible.

Toda la información sobre este nuevo sistema de etiquetado en la página oficial:www.ventanaseficientes.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *