Consejos para empezar bien el día

¿Sientes que a veces empiezas el día con el pie izquierdo? En el post de hoy queremos darte algunos consejos para comenzar bien tu día y, por supuesto, tener un día a día más saludable.

  • Levántate con una actitud positiva, al ritmo de tu música preferida. Olvídate de la odiosa alarma y comienza tu jornada con una buena sesión musical. Pero recuerda que debes ir cambiando la canción si no quieres terminar odiándola.
  • Estírate. Sí, sí, es básico llevar a cabo varias respiraciones en tu cama estirando bien los brazos y las piernas. Ahora, ya para nota, si tienes tiempo lo ideal sería que hicieses algunos ejercicios de yoga, pilates… o un poco de footing. ¡Es importante empezar el día con energía!
  • Siéntete guapo/a ante el espejo. Levántate un pelín antes de lo que sueles hacerlo y tómate tu tiempo para  vestirte y acicalarte. Repítete ante el espejo lo guapo que estás. Si tú te ves así, los demás también lo harán.
  • Desayuna a lo grande. Siéntate a desayunar, nada de tomarse el café de pie de mala manera. El desayuno es la comida más importante del día, así que tómate tu tiempo y disfruta de un desayuno completo que incluya fruta, cereales, pan, leche… Haz caso al dicho popular y“desayuna como un rey, come como un príncipe y cena como un mendigo”.
  • Mantén una actitud optimista y positiva. Sonríe y trata de ser amable y atento con los que te rodean, aunque a veces no sea fácil. No des a los problemas y preocupaciones más importancia de la que realmente tienen.

Si sigues estos pequeños consejos, al final del día te sentirás mucho mejor y empezarás el siguiente con mucho más positivismo y vitalidad.

¡Que tengas un buen día!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *