Recicla en casa con upcycling

El upcycling es una manera de reciclaje que da una nueva y decorativa vida a objetos de uso cotidiano. Descubre cuánto puedes hacer con cosas sencillas.

Estamos bastante acostumbrados a que si algo se nos rompe o ya no nos gusta, nos deshacemos de ello sin más. Y no nos damos cuenta de qué quizás podríamos reutilizarlo y darle una nueva vida en la que cumpla otra misión diferente, probablemente decorativa. Por eso nuestro post de hoy va encaminado en ese sentido: antes de tirar algo a la basura, párate un momento y piensa en si podrías darle otra oportunidad. Si le echas un poco de imaginación, seguro que encontrarás una nueva funcionalidad que en su momento ni pensaste que podría tener.

Y si no tienes mucha imaginación o necesitas algunas ideas para incentivar tu inventiva, nosotros ya nos hemos documentado en la Red para contarte algunos nuevos usos que le puedes dar a tus viejos objetos. Y hemos constatado que el reciclaje de este tipo de elementos no es algo puntual, sino que se trata de toda una tendencia denominada upcycling.

Upcycling

Para iniciarnos en el  upcycling, lo mejor es que elijamos algunos elementos sencillos y cuando vayamos cogiendo maña, ya subiremos de nivel. Algunas de las cosas sencillas por la que podemos empezar son, por ejemplo:

  • decorar los rollos de papel higiénico o papel de cocina para guardar en ellos cables, cordones, bolis u otros objetos
  • hacer una lámpara con un viejo rallador, con una botella o incluso con un sombrero
  • utilizar un viejo rastrillo como porta-copas o porta-joyas
  • confeccionar un bolso o un monedero uniendo las chapas de las latas de refresco.

El upcycling también se puede aplicar para tus zonas exteriores. Por ejemplo, con los neumáticos gastados se pueden “apañar” un poco y hacer bonitos maceteros o incluso un original columpio.

Upcycling

Éstos son tan sólo algunos pequeños ejemplos de las múltiples cosas que se pueden hacer. No hay límites. En esta misma línea ya os hablamos en posts anteriores de cómo decorar con palets o hacer una estantería con una caja de fruta.

Además, os dejamos el enlace a un interesante blog dónde encontraréis muchas más ideas y fotos para convertir lo que aparentemente es basura en algo realmente bonito y vistoso (como éste hay varios más, os dejamos más links abajo). Y lo mejor de todo es que no hace falta ser un artista para conseguirlo: cualquiera con un poco de empeño y paciencia puede hacer cosas muy interesantes. Merece la pena intentarlo; ahorraremos dinero, haremos nuestra casa un poco más ecológica y le daremos un toque ‘vintage’ único.

Fuentes y recursos: Recreoviral.com | Viralismo.com |  La voz del muro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *