Cómo elegir una persiana

Con una mala persiana, da igual la ventana que instales porque un mal cajón de persiana es como tener un agujero en la pared por donde te entrará de todo.

¿Has gastado un buen dinero en cambiar tus ventanas y aún así te entra frío y ruido? Si tienes unas buenas ventanas y aún así te entra aire lo más probable es que tu problema sean las persianas.

La persiana es esa gran olvidada y solo nos acordamos de ella cuando no funciona o hace ruido. Pero ten en cuenta que con una mala persiana, da igual la ventana que instales porque un mal cajón de persiana es como tener un agujero en la pared por donde te entrará de todo.

Si estas pensando en cambiar tus ventanas no te olvides de la persiana. Hay muchas opciones donde elegir que harán tu vida más cómoda así que no te conformes con la típica persiana cutre. Aquí van algunos consejitos para elegirlas bien:

  • El cajón de la persiana: Va colocado encima de la ventana y es donde se enrollan las lamas. Además, es el punto clave para que no te entre aire y ruido. Elígelo siempre con aislamiento reforzado y, a ser posible que te los enseñen, verás que debe tener una capa de aislante dentro. Además un buen cajón debe ser hermético. Pide siempre los datos técnicos del cajón.
  • La colocación: Una de las cosas que más odio es que el cajón sobresalga mucho hacia el interior porque luego siempre te condiciona la cortina. Para que esto no pase la mayoría de las marcas tienen soluciones especiales. Por ejemplo, en KÖMMERLING puedes elegir un tipo especial de guía en la instalación que permite que el cajón apenas sobresalga de la pared.
  • Las lamas: Elegir las lamas también es importante y hay muchas opciones por las que decantarse, por ejemplo, si estas en una zona de mucho frío elige las de PVC que aíslan más, pero si lo que quieres es aumentar la seguridad elige la opción de las autoblocantes, con las lamas autoblocantes no necesitas rejas ya que son realmente seguras.
  • Los accionamientos: Si tienes la posibilidad, es preferible elegir una persiana motorizada. Son más cómodas  y tienen una instalación más limpia que evita las filtraciones de aire. Además, se mantienen mejor que las típicas cintas. Y encima puedes programarlas fácilmente, como en las películas que le das a un interruptor y se bajan todas a la vez. Eso sí, busca una buena marca con garantías porque si coges algo cutre a los tres días te estará dando problemas y la película ya no será tan divertida.
  • Los datos de la ventana: Como hemos dicho otras veces, siempre que te instalen una ventana exige el Marcado CE donde vienen los datos técnicos oficiales y, esto es muy importante, que sean datos calculados con la persiana y, esto es más importante aún, que sea con la persiana que te están instalando, porque si no te estarán tomando el pelo.

Y un último consejito: lo que sea que elijas, que te lo pongan por escrito. Sobre todo, la marca del cajón bien clarita y que no te engañen. Nunca des por hecho que te van a instalar la misma marca en la ventana y en la persiana porque no suele ser así. El instalador, si puede, te pondrá la marca más barata así que, ya sabes: ¡Exígelo por escrito!

COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *