Aislar la casa en invierno

Existen muchas maneras de aislar nuestra casa mejor de lo que está, tanto para evitar goteras y humedades, como para no dejar pasar el frío. Además, podemos usar un sistema eficiente de calefacción que nos dará una temperatura tan agradable que no querremos salir de casa. Sigue leyendo nuestro post y descubre nuestros consejos para aislar la casa en invierno.

“Es Navidad, ¡qué bien! Pero qué frío que hace… Y además, no ha parado de llover en toda la noche. ¿Qué digo toda la noche? ¡Pero si lleva tres días lloviendo! Por cierto, vaya gotera que hay en el techo del dormitorio…”

Esta es una situación real que sigue sucediendo en cualquier hogar español. Nuestras casas se construyeron hace muchos años y es lógico que se rompan cosas y que incluso las que se construyeron en su día no sean suficientes como para que hoy estemos a gusto. Actualmente, existen muchas maneras de aislar nuestra casa mejor de lo que está, tanto para evitar goteras y humedades, como para no dejar pasar el frío. Además, podemos usar un sistema eficiente de calefacción que nos dará una temperatura tan agradable que no querremos salir de casa. Esto es una Vivienda Saludable.

La mejor manera es hacerlo poco a poco, casi durante toda la vida: a esto le llamamos mantenimiento. Aprovechemos cualquier percance o necesidad para hacer las cosas bien hechas e intentar mejorar en vez de remendar. No es fácil, ya que la situación económica no ayuda, pero hay que intentarlo porque el que no gasta una vez, gasta dos.

  • Si tienes la necesidad de sustituir las ventanas: aprovecha para incluir ventanas de calidad de PVC con unidades de vidrio aislante.
  • Que hay que reparar las goteras y humedades: aprovecha esta reforma para realizar también la rehabilitación térmica de la cubierta y su aislamiento.
  • Si tu comunidad de vecinos dice de hacer un lavado de cara al edificio: insiste para que se aproveche para acometer la rehabilitación térmica de las fachadas y su aislamiento.
  • Aprovecha también  el cambio de tuberías de agua caliente de tu vivienda para aislarlas correctamente.
  • Se generoso con el medio ambiente y verás cómo ahorras económicamente. Lo comprobarás cuando hagas una pequeña reforma en tu casa y aproveches para incorporar aislamiento por un coste reducido. Mejorarás  el confort y el bienestar para tu hogar. Recuerda que el confort expresa una sensación respecto al ambiente. Una vivienda aislada térmicamente contribuye al bienestar del usuario ayudando a mantener una temperatura de confort dentro de la vivienda, tanto en invierno como en verano. Tu familia lo notará. También disminuye el gasto energético, el ruido interior y en un futuro si deseas vender, es un valor añadido a tu vivienda.

Piensa que una Vivienda Saludable siempre será más que una simple vivienda

COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *